Estás en: Inicio > Biografías > Descartes
 
General
Top descargas
Elergonomista
Objetivos
Contenido
Estadística
Imágenes
Notas técnicas
Carga física
Carga psíquica
Condiciones ambientales
Organización empresarial
Normativa comunitaria
Normativa extracomunitaria
Formación
Utilidades
Contactar
Enlaces
Galería multimedia
Suscripciones
Jurisprudencia
Servicios de Prevención
Foro
Software


Descartes

La biografía de don Renato Descartes (1596-1650) es breve pero intensa.
El joven Renato salió del “cole” hecho un mar de dudas, pero muy seguro de su fe en Dios y de los razonamientos matemáticos. En consecuencia, decidió levantar el saber universal que había soñado sobre la base de esas dos certezas.
Para Descartes el mundo posee una estructura matemática que es lo que lo define y, por tanto, requiere un método matemático para ser conocido.
El hombre sería un animal compuesto de un cuerpo, que es pura materia medible, res extensa, y de un alma racional, res cogitans, que está particularmente dotada de las matemáticas.
Los sentidos, según Descartes, nunca nos muestran nada de forma clara y distinta. Más bien son confusos y tienden a engañarnos. La claridad y distinción cartesianas se refieren a algo que sale de dentro de la mente, no que viene de fuera. O sea, a una idea que se nos presenta de forma “impepinable”.
Dudo de todo, dice, pero de lo que no puedo dudar es de la duda misma. Es decir, añade, que pienso; y si pienso, entonces existo.
Don Renato siempre pensó que su sistema filosófico sería del agrado de sus maestros jesuitas. Sin embargo, excepto un par de curas inteligentes, el resto de la Iglesia Católica coincidió en apreciar en Descartes un exceso de racionalismo que lo hacía peligroso, y no dudaron en prohibir todas y cada una de sus obras.
A pesar de ello el racionalismo tiene escuela y éxito, porque no se conforma con los conocimientos que obtenemos a través de nuestros sentidos y nos ofrece un mapa de lo absoluto.

 

©2004 Elergonomista.com