Lider mundial en español
 
Crisis en España
Crisis economica en España
Empleo - trabajo - tendencias - mercado laboral - formación - persona - empresa -
Trabajo, contrato, empresario, contrato temporal
Peso mochilas
El peso de las mochilas que día a día nuestros hijos tienen que soportar cada vez que van clase, en ocasiones es exagerado
Infarto: Accidente de trabajo
Opiniones sobre la declaración del infarto de miocardio como accidente de trabajo
 
 
 

 

 

General
Top descargas  
Elergonomista
Objetivos
Contenido
Estadística
Imágenes
Notas técnicas
Carga física
Carga psíquica
Condiciones ambientales
Organización empresarial
Normativa comunitaria
Normativa extracomunitaria  
Formación
Utilidades
  Ourense
  Enlaces
  Galería multimedia
  Suscripciones
  Jurisprudencia
  Servicios de Prevención
  Biografías
  Software
Derecho sindical
Derecho sindical
Seguridad Social
Asociaciones Ergonomía

EMPLEO - TRABAJOTrabajo

Necesidades humanas. Abraham Maslow

Teoría de los dos factores. Frederick Herzberg

Antropometría
Producción y productividad
Métodos de trabajo
Liderazgo. Entrar
Modelos de organización de trabajo y producción
Producción en masa
La seguridad social en España
Calidad de vida

Estás en: Inicio > Riesgos higiénicos > Cáncer laboral

En España se diagnostican cada año unos 160.000 nuevos casos de cáncer, y mueren alrededor de 100.000 personas por esta enfermedad, siendo esta, la segunda causa de muerte después de las enfermedades cardiovasculares.
Los cancerígenos laborales ocupan un puesto especial en la identificación y prevención de todos los tipos de cancerígenos humanos. Fueron los primeros en identificarse como causantes de cáncer, y aún actualmente constituyen una proporción importante del total de cancerígenos reconocidos.

Sin embargo, existen varias dificultades para establecer un listado de cancerígenos laborales, como son:
 No queda claro el límite del ambiente laboral, puesto que la exposición también tiene lugar en otros ambientes.
 Las evidencias científicas disponibles no siempre son suficientes habiendo:
• Casos bien conocidos: mesotelioma en trabajadores/as expuestos al amianto.
• Casos no definidos: pintores y el cáncer de vejiga. Se detecta la predisposición de este sector a padecer la enfermedad, pero no claro está que sustancia es la última responsable de este cáncer, debido a la múltiple exposición en el lugar de trabajo.
 Falta de evidencias en humanos: para algunas sustancias están demostrados los efectos en animales, pero no comprobados en humanos.
Clasificación de los agentes cancerígenos
Para el estudio e interpretación de la información a fin de evaluar la carcinogenicidad de las sustancias químicas, se formaron distintos grupos de expertos científicos, algunos de ellos específicamente creados para la evaluación de carcinógenos. Cada uno de los dichos grupos adoptó un sistema de clasificación y definió unos criterios para realizar la clasificación. Estos criterios, pueden variar entre las distintas organizaciones; de ahí la importancia de conocer en base a qué información se clasificaron las sustancias en las distintas categorías.
Los distintos criterios para la clasificación de sustancias cancerígenas están basados en pruebas obtenidas a partir de estudios en humanos y animales de experimentación, así como en otros datos relevantes (mecanismos de actuación, proliferación celular, metabolismo, genotoxicidad, farmacocinética...). A continuación se resumen algunos de los sistemas de clasificación para agentes cancerígenos de especial relevancia:

Clasificación de la Conferencia Americana de Higienistas industriales del Gobierno (ACGIH)
A1. Carcinógeno confirmado en los humanos.
A2. Carcinógeno con sospecha de serlo en los humanos.
A3. Carcinógeno confirmado en los animales con comportamento desconocido en los humanos.
A4. No clasificable como carcinógeno en los humanos.
A5. No sospechoso como carcinógeno en los humanos.

Clasificación de la Unión Europea
Primera categoría. Sustancias que, se sabe, son carcinógenas para el hombre a partir de datos epidemiológicos. Se dispone de elementos suficientes para establecer una relación causa-efecto entre la exposición del individuo a tales sustancias y la aparición del cáncer.
Segunda categoria. Sustancias que pueden considerarse como carcinógenas para el hombre. Se dispone de suficientes elementos para suponer que la exposición del hombre a tales sustancias puede producir cáncer. Esta presunción se fundamenta en estudios apropiados a largo plazo en animales u otro tipo de información pertinente.
Tercera categoría. Sustancias cuyos posibles efectos carcinógenos en el hombre son preocupantes, pero de las que no se dispone de información suficiente para realizar una evaluación satisfactoria. Hay algunhas pruebas procedentes de análisis con animales, pero resultan insuficientes para incluirlas en la segunda categoría.

Clasificación de la Agencia Internacional para la investigación del cáncer (IARC)

Grupo 1. El agente es carcinógeno para los humanos. La manipulación supone exposiciones que son cancerígenas para los humanos.
Grupo 2A. El agente es probablemente carcinógeno para los humanos. La manipulación supone exposiciones que son probablemente carcinógenas para los humanos.
Grupo 2B. El agente es posiblemente carcinógeno para los humanos. La manipulación supone exposiciones que son posiblemente carcinógenas para los humanos.
Grupo 3. El agente no es clasificable según su carcinogeneidad para los humanos.
Grupo 4. El agente probablemente no es carcinógeno para los humanos.

Los conocimientos científicos actuales, no permiten identificar niveles de exposición a agentes cancerígenos y mutagénicos por debajo de los cuales no produzcan efectos adversos sobre la salud. Pero, se admite una relación entre la exposición y la probabilidad de efecto, que permite deducir que cuanto menor sea la exposición menor será el riesgo. En este caso, por lo tanto, no se puede asegurar que manteniendo la exposición por debajo de un cierto valor se evite el riesgo. Lo que se hace es limitarlo, esto es, los límites de exposición para las sustancias cancerígenas no garantizan la protección de la salud sino que aportan unas referencias máximas para la adopción de medidas de protección y control del ambiente de los puestos de trabajo. Esto es “no existe dosis de exposición laboral ni ambiental segura a los agentes cancerígenos”.

Por lo tanto, y siguiendo el primer principio de acción preventiva de la Ley de Prevención de Riesgos Laborales, debe proponerse su eliminación o sustitución como primera medida preventiva.
La exposición laboral a agentes cancerígenos y mutagénicos está regulada por el RD 665/1997, modificado por el RD 1124/2000 y en el RD 349/2003 se amplía su ámbito de aplicación a los agentes mutagénicos. En el artículo 4 del RD 665/1997 se manifiesta de nuevo el principio de sustitución como medida preventiva frente agentes cancerígenos:
Normativa básica sobre cancerígenos y mutágenos:

“En la medida en que sea técnicamente posible, el empresario evitará la utilización en el trabajo de agentes cancerígenos o mutágenos, en particular mediante su sustitución por una sustancia, un preparado o un procedimiento que, en condiciones normales de utilización, no sea peligroso o lo sea en menor grado para la salud o la seguridad de los trabajadores/as”
 Real Decreto 349/2003, de 21 de Marzo, por el que se modifica el Real Decreto 665/1997, de 12 de Mayo, sobre la protección de los trabajadores contra los riesgos relacionados con la exposición a agentes cancerígenos durante el trabajo, y por el que se amplía su ámbito de aplicación da los agentes mutágenos.
 Real Decreto 665/1997, de 12 de Mayo, sobre la protección de los trabajadores contra los riesgos relacionados con la exposición a agentes cancerígenos durante el trabajo. BOE núm. 124 de 24 de Mayo.
 RRD 1124/2000, de 16 de Junio por el que se modifica el Real Decreto 665/1997, de 12 de Mayo, sobre la protección de los trabajadores contra los riesgos relacionados con la exposición a agentes cancerígenos durante el trabajo.
 Real Decreto 349/2003, de 21 de Marzo, por el que se modifica el Real Decreto 665/1997, de 12 de Mayo, sobre la protección de los trabajadores contra los riesgos relacionados con la exposición a agentes cancerígenos durante el trabajo, y por el que se amplía su ámbito de aplicación a los agentes mutágenos.

 


Ibermutuamur

Documentación de prevención de riesgos laborales elaborada por Ibermutuamur Corporación mutua


 

 
2009 Comunidades de divulgación científico técnica. Elergonomista.com - Administración de empresas - Alimentación - Biofísica - Biología - Botánica - Biology - Cardiología - Denominación de origen - Ecología - Derecho romano - Enfermería - Farmacología - Fisiología animal - Fisiología vegetal - Fisioterapia - Fitoterapia - Historia - Marketing - Microbiología - Galénica - Geriatría - Paris - Patología - Psicología - Química - Relaciones Laborales - Salud Pública - Técnicas instrumentales - Traumatología  
Elergonomista.com, recursos sobre Seguridad y Salud Laboral en internet